Heiss en España

estacion-1

A pesar de su enorme significación en la numismática española, la figura de Aloïs Heiss es prácticamente desconocida en sus aspectos personales y profesionales. De familia procedente de Bélgica, Heiss nació en París en una fecha indeterminada y se dedicó a la ingeniería ferroviaria en su país de origen, con anterioridad a su traslado a España para el desarrollo de esta actividad a partir de 1855. En el curso de esta actividad coincidió con otro ingeniero ferroviario y coleccionista numismático, Alfred Armand (1805-1888), cuya actividad en el sector se produce entre 1844 y 1852. Frecuentador de los ambientes artísticos del París de su tiempo, en los que coincidió con Ingrés y Millet entre otros, Armand centró una colección de medallas italianas del renacimiento en la que la cantidad sobresalía  a la calidad y que le permitió publicar un estudio por vez primera en 1879, que fue ampliado por Heiss entre 1881 y 1882.

Precisamente en el París de su época se subastó en 1852 la colección más importante formada hasta entonces de moneda en España, la del que fuera ministro de justicia José García de la Torre, clasificada por Antonio Delgado y preparada por Gaillard. No sabemos si a aquel acontecimiento acudió Heiss, aunque podemos imaginar que así sucediese, coadyuvando a su interés por la numismática hispánica.

Ya en España, centro su actividad profesional en dos líneas ferroviarias, la que unía Tarragona con Valencia y la que hacía lo propio entre Madrid e Irún. En concreto, de su actividad nos ha llegado el plano del sistema ferroviario de Collado Villalba,publicad0 en Arquitectura y Desarrollo Urbano. Comunidad de Madrid. Tomo VI. Zona Oeste, 1999, p. 456. donde además proyectó la estación de ferrocarril, hoy desaparecida y a la que corresponde la fotografía superior. Sin título.jpg

 

 

 

 

Numismática española e iberoamericana

sin-titulo

 

morabetino

La numismática escrita en español y otras lenguas españolas, además de la escrita  en portugués es brillante, a la altura de las mejores. Este libro ordena y estudia la producción numismática, sus autores y estudiosos, quienes han coleccionado monedas y medallas, quienes han mejorado su producción. Con referencias en las condiciones que han determinado la propiedad y transmisión de bienes culturales y las ideas culturales que han marcado las tendencias en la colección y estudio se exponen cronológicamente los protagonistas de la numismática en España, Portugal e Iberoamérica desde finales del s XV hasta casi la actualidad. En el caso de los autores, con expresión y comentario sobre sus libros y manuscritos. Es un regreso a las ideas clásicas desde el Renacimiento a la actualidad, lleno de sorpresas.

Enlace al texto impreso en tapa dura

Numismática española e iberoamericana en descarga gratuita.

Ver la entrada original

La relación entre la imprenta y la numismática

001

La relación entre la numismática y la imprenta es más próxima de lo que en principio puede parecer. Es cierto que la numismática surge como ciencia con la difusión de la imprenta en los años centrales del s. XVI en España, Italia, Francia y Alemania. Pero, además, existen otros vínculos técnicos nada desdeñables, en particular a partir de los años finales del mismo siglo. En efecto, la imprenta procura fabricar numerosos ejemplares de obras efectuadas en papel, mientras que en las casas de moneda se emite el mayor número de numerario posible empleando metal. Tras la aparición de los ingenios monetarios, en Castilla tras 1585, la forma de fabricar moneda se basa en la introducción de láminas muy finas por la maquinaria, como si de papel se tratase. Además, en la fabricación de la moneda se emplean instrumentos como prensas que guardan un parentesco con las usadas en las imprentas.

La imagen anterior corresponde con la matriz del grabado realizado por Antonio Tempesta (1555-1630) a comienzos del s. XVI y conservado en el Istituto Centrale per la Grafica de Roma que sirve para la impresión siguiente, ya de 1650. como se observa, sobe una lámina de cobre se ha dibujado completando con surcos que se rellenarán con tinta para la posterior aplicación del papel.

Sin título

A la inversa, la imprenta surge con la fabricación de letras, realizadas en plomo en serie utilizando moldes que se organizan para escribir en negativo el texto que el lector dispondrá en positivo, una idea ya adoptada para la fabricación de moneda en el s. XV. Para ilustrar la relación sirva esta medalla de Antonio Selvi (1679-1753) retratando a Alejandro de Medici (1512-1537), con leyendas ALEX MED FLOR DVX I y NON BVELVO SIN VENCER y en la que encontramos notables parecidos.

781779.jpg

Tesis doctorales. Universidad Complutense de Madrid

La Universidad Complutense de Madrid conserva en su biblioteca algunas tesis doctorales inéditas en materia numismática. Esta es la relación provisional:

Felipe Mateu y Llopis, Ensayo sobre una casa real de moneda de uno de los estados de la Corona de Aragón: la Zeca de Valencia y las acuñaciones valencianas de los siglos XIII al XVII, 1926

Jaime Lluis y Navas, Historia del régimen jurídico y organización legal de la fabricación de moneda en España, 1951

María José Martín-Peñato Lázaro, La ceca de Toledo, 1989

Pilar García Gutiérrez, Creación de casas de moneda en Nueva España, 1992

María concepción García de León, La moneda forera (1202-1724), 1994

Elena María García Guerra, Las acuñaciones de moneda de vellón durante el siglo XVII (1594-1665) : análisis de las consecuencias de un arbitrio, 1997

Julio Torres Lázaro, Ordenanzas medievales sobre fabricación de moneda en Castilla: edición y análisis del vocabulario técnico, 1998

María del Mar Royo Martínez, Documentación en moneda de vellón circulante entre España y Francia durante el siglo XVI, 2001

Salvador Fontenla Ballesta, La circulación monetaria como instrumento de instrucción : investigación del valle del Almanzora (Almería) en las edades Antigua y Media, 2004

Gabriel Ignacio Acosta Nieto, El coleccionismo numismático [Manuscrito] : colecciones del Museo de la Casa de la Moneda, 2013

 

Monetario artesanal español de la década de 1970

El presedente monetario es artesanal y confeccionado por un coleccionista reconocido de las décadas de 1970 y 1980, confeccionados inicialmente a mano empleando cajas de puros en los que se introducían bandejas a medidas de terciopelo, extrapoles gracias a una pestaña. La parte exterior presenta dorado un escudo español del s. XIX sobre cuero y una cerradura para su apertura.